supportdenmark

Noviembre 26, 2004

Rovira, vente pa’ Madrid

Al señor Rovira le ha sentado especialmente mal ver como fracasaba su empeño infantil por ver al menos una vez a la parte por encima del todo. Su sueño sobre patines no se hará realidad por el momento ya que, según él, ciertos elementos del “estado español” han ejercido una presión política para evitarlo. Supongo que se lo habrán soplado los consejeros y correligionarios que van de un lado para otro, siempre a costa del contribuyente, con sus banderitas independentistas al hombro para compensar no sé qué problema de identidad que sufren desde que descubrieron que no pueden dirigir con mano de hierro los destinos de todos los que hablan catalán (o valenciano) en este mundo. En fin, que el señor Rovira ha decidido que, a falta de república bananera que gobernar, se conformará con ser el guía privilegiado de todos los buenos catalanes marcándoles el camino a seguir para poder renovar su carné de catalanes de pro.
Primera medida: no apoyen ustedes la candidatura olímpica de Madrid. Peligro de excomunión.
Ya sabemos el efecto que puede causar la palabra Madrid sobre un buen nacionalista catalán, todas las frases que contienen alguna referencia a la ciudad de Oso y el Madroño provocan un irrefrenable deseo joder la marrana aunque sea a base de pataletas absurdas (los de Flex me perdonarán el préstamo). Reconozco que la famosa olimpiada de 2012 me provoca un entusiasmo equiparable al que siento ante una visita al dentista y que preferiría, no sólo que no nos concedieran tan dudoso honor, sino que nos vetaran para cualquier evento similar por los próximos cincuenta años. Calculo que después de eso estaré bajo tierra y, dado que no creo en la vida de ultratumba, ni siquiera podrán perturbarme post-mortem. Es más, animo a todos los nacionalistas de España a que imiten a esas adorables ovejas que se pasean por la ciudad una vez al año y vengan aquí a poner su granito de arena para que nunca seamos olímpicos. Eso sí, una vez en un año, ya tenemos a algunos de sus representantes en el parlamento constantemente y eso creo que es sacrificio suficiente por nuestra parte. En cualquier caso es obligado agradecer al señor Rovira, que sabe bien lo exigente que puede ser organizar un evento internacional aunque exista cierta diferencia entre juntar burócratas y deportistas en Madrid y reunir asesinos y demagogos en Perpiñán, que nos retire su apoyo y el de su gente. Desconocía que lo tuviéramos y, francamente, no sé si podría dormir conservándolo.

Escrito por Feyn Dem en: Noviembre 26, 2004 8:19 PM
Comentarios

Es ridiculo que no apoyen la candidatura olímpica de Madrid, sobre todo porque nadie se lo ha pedido...en fin, que con tal de fastidiar cualquier cosa. Aunque lo que me extraña es que se hubiera tomado en serio lo de la selección catalana de hockey...os imaginais un España-Cataluña en el mundial...surrealista, y lo peor es que ganarían ellos. Lo que no tiene sentido es lógico que no salga adelante.
A mi sé me hace ilusión que tengamos JJOO en Madrid y espero que nos los den, porque aparte de que es un evento que promocionaría nuestra ciudad creo que no causaría molestia alguna sino en todo caso beneficios como el adecentamiento de la capital para la ocasión.

Posted by: Carmen en: Noviembre 29, 2004 4:36 PM