supportdenmark

14 de Junio 2005

De hoy para mañana

Hinchan el globo y lo elevan. A ver qué viento sopla. Entre miradas sorprendidas y manos frotándose, me entero de que el Gobierno pretende prejubilar a cerca de 25.000 funcionarios. Y total, ¿para qué?
Uno puede entender que una empresa privada recurra a prejubilaciones en periodos de crisis, se ahorran un sueldo y reducen plantilla sin los inconvenientes de los despidos masivos. Pero, ¿cuál puede ser la intención de Jordi Sevilla? El Estado no ahorrará dinero, pagará las prejubilaciones y los nuevos puestos creados, que, aunque puedan no ser el 100%, ya se encargarán los sindicatos de que sean bastantes. Así pues, la factura será cara. Tampoco pretenden reducir el tamaño del Estado, por ir en contra de su ser primario y sus intereses electorales.
La excusa oficial es modernizar la administración rejuveneciéndola y haciéndola más flexible. En una “empresa” como el Estado, en la que no puedes despedir a los empleados y a duras penas les puedes convencer para que se modernicen o, ya puestos, para que trabajen, hay ocasiones en las que el único y absurdo expediente a mano para evitar que el dinosaurio quede atrapado en las puertas de la modernidad es contratar a la gente que necesitas y quitarte de en medio a los inútiles llenándoles los bolsillos, aunque sea a medias. Poco importa que el fantasma de la mayor generación de jubilados nunca vista asome en el horizonte, sobre todo para aquel cuyo horizonte mayor es pasado mañana; poco importa el propio programa electoral del partido, en el que se atacaban con fiereza las prejubilaciones por ser onerosas para el Estado; poco importa, en fin, que algunos sepamos que nuestra jubilación llegará más a los setenta que a los sesenta y cinco si es que queremos que llegue. Sevilla modernizará (poco) la administración pública a costa de una factura que, como todas las del gasto público, se difumina en el futuro. Es lo que tiene los gobiernos de hoy para mañana.

Escrito por Feyn Dem en: 14 de Junio 2005 a las 07:37 PM
Comentarios

La noticia es de por si un escándalo, pero si la combinamos con la noticia de hace unas semanas que indicaba que se van a reducir al máximo las oposiciones para sustituirlas por una suerte de concurso o examen discrecional, el "por qué" que preguntas está claro: para poner a todos los votantes del PSOE que puedan en la Administración.

Posted by: Riska en: 14 de Junio 2005 a las 08:35 PM